La historia repetida: El ‘Dream Team’ de los perdedores


Tal y como apareció en: SinUniforme.com

MIAMI.— En una tarde de domingo otoñal en una cancha del área suburbana de Miami, saltaban decenas de niños a jugar fútbol, a divertirse, a reír y a tratar de ganar. Los rostros de los pequeños, de 3 a 8 años, le alegrarían el fin de semana a cualquiera.

Una escena reconfortante… Hasta que aparecen los adultos…

“Hoy nos va a ir muy mal en la delantera, no vino el goleador, vamos a tener que redifinir la estrategia”.

“Creo que este muchacho que defiende no se mueve como debe… ¡Oye! ¿Estás dormido? ¡Muévete y atiende!”.

“¿Cuántos partidos nos quedan, este año sí lo ganamos todo?”.

“Pero con esta defensa no se va a poder… Deberían sacar a ese distraído, ¡cambiarlo ya!”.

Contrario a lo que pueda usted pensar, estas frases no son recogidas de un partido del Barcelona, Real Madrid y mucho menos de la selección “vinotinto”. Los “jugadores” a los que analizaban cual Varsky, Niembro o Chapela aquellos tres papás, eran niños, chiquitines de la división de 3 a 6 años, chamines que ni siquiera, en su mayoría, sabían el significado de futbolista profesional.

Es muy frecuente y tal vez hasta muy humano querer canalizar las frustraciones de los adultos a través de los niños. Todos algunas vez quisimos ser algo que no pudimos y erradamente lo vemos posible en nuestros herederos naturales. El asunto, en la gran mayoría de los casos, genera frustraciones mayores tanto en el niño, el adulto y el entorno completo.

Enseñar competitividad es pertinente, se vale, pero de ahí a querer hacer de un equipo en el cual algunos acaban de abandonar los pañales un “scratch”, es injusto; marginar a los que nacieron con menos habilidades naturales, es cruel.

Esos chamos lo que merecen es divertirse.

Historias como esta – que es real, pasó con mi hijo quien felizmente ya no pertenece a este equipo de Miramar, Florida – se repiten todo el tiempo. Las consecuencias son casi siempre infelices, padres regañando a los niños porque no lo hicieron bien, pequeños que lloran porque decepcionaron a los padres y males peores.

¿Por qué y para qué tanta presión si la idea principal es que se diviertan?

Es por eso que me pareció maravilloso compartirles este video que me hizo llegar una buena amiga. Es una historia como pocas y un elíxir para quienes creen que sus hijos están obligados a lograr todo lo que ellos no pudieron… ¡Que lo disfruten!

One response to “La historia repetida: El ‘Dream Team’ de los perdedores

  1. Ojala los adultos fuéramos mas… adultos y dejaramos a los niños ser niños

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s